Las fotos de vida silvestre más premiadas de 2017

Se entregaron este año nuevamente los premios del Museo de Historia Natural de Londres a las mejores fotografías del entorno animal del año pasado. Este concurso, el “Fotógrafo de vida silvestre del año” (“Wildlife Photographer of the Year”, en inglés) que tiene lugar desde el año 1965, es el más prestigioso de todos los abocados al retrato de la vida animal. Las fotos ganadoras del concurso se exhiben en una muestra itinerante a través del mundo, y se reciben candidaturas de miles de personas de más de cien países cada año.

La última edición del certamen estuvo marcada por la polémica, con la descalificación de uno de los fotógrafos premiados en año 2017. La dura decisión fue tomada al descubrirse que el artista había utilizado un animal disecado para su composición, algo que se encuentra terminantemente prohibido en las reglas del concurso.

Las fotos premiadas pueden dividirse en distintos tipos. Muchas de ellas son retratos íntimos de algunas de las especies animales más comprometidas en cuanto al peligro de extinción, quizás apelando a conmover al espectador hacia una mayor conciencia en la necesidad de preservar la biodiversidad. Otras, en cambio, se caracterizan por una mayor dureza, y muestran una realidad mucho más cruda. Esto último puede darse tanto por situaciones propias del comportamiento animal natural, la caza para la propia supervivencia, como por la acción del hombre, tal como se ha visto en la caza indiscriminada de elefantes y rinocerontes por sus cuernos y colmillos.

La inscripción para la edición 2018 de la competencia tendrá lugar recién en octubre, y se ha ampliado y diversificado el número de categorías disponibles para competir. Se permite la participación tanto de fotógrafos profesionales con experiencia, como de entusiastas amateur o aficionados, y se establecen además distintas categorías de edad: una para adultos, mayores de 18 años, y otra para los menores.

Leave a Reply